Incentivos forestales fortalecen economía nacional

Guatemala, 29 octubre de 2020. Durante el presente año el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Alimentación (MAGA) y el Instituto Nacional de Bosques (INAB), en coordinación con el Ministerio de Finanzas Públicas (MINFIN) han realizado cinco desembolsos en cumplimiento a siete pagos de los Programas de Incentivos Forestales para Poseedores de Pequeñas Extensiones de Tierra de Vocación Forestal o Agroforestal (PINPEP) y del Programa para el Fomento al Establecimiento, Recuperación, Restauración, Manejo, Producción y Protección de Bosques en Guatemala (PROBOSQUE).

En total son 31 mil 974 proyectos equivalentes a 211 mil 461.65 hectáreas de bosque, con una inversión del Estado de 413.6 millones de quetzales. Los pagos han beneficiado directa e indirectamente a 60,420 familias con la generación de 16,601 empleos en el área rural. Esto equivale aproximadamente a 4. 48 millones de jornales.

“De manera adicional, se incentivaron 9 mil 362 proyectos en municipios del corredor seco y 18 mil 832 proyectos en municipios con alta vulnerabilidad a inseguridad alimentaria y nutricional. Esto representa un impulso al desarrollo del área rural mediante acciones de reactivación económica.”, ha dicho el ministro de Agricultura, José Ángel López.

Petén, Alta Verapaz, Baja Verapaz, Huehuetenango y Quiché son los departamentos con más proyectos pagados a la fecha. Resaltan aquellos enfocados al establecimiento y mantenimiento de plantaciones forestales, sistemas agroforestales y manejo de bosque natural con fines de producción, protección y restauración. Entre los proyectos se encuentran 3 mil 412 hectáreas de sistemas agroforestales que han contribuido directamente con la seguridad alimentaria en áreas rurales vulnerables.

“En INAB estamos contribuyendo a la reactivación económica del país ante la crisis por COVID-19, apoyando directamente a familias guatemaltecas que realizan proyectos forestales. Con este desembolso se evitó la deforestación de 193 mil 295 hectáreas de bosque natural bajo manejo de protección y producción. También se recuperaron 18 mil 166 hectáreas a través de plantaciones, sistemas agroforestales, restauración forestal y bajo mantenimiento.”, indicó el ingeniero Rony Granados, gerente del INAB.

Con los pagos realizados a través de PROBOSQUE y PINPEP se favoreció principalmente a poseedores y/o propietarios individuales, proyectos municipales, empresas y asociaciones, entre otras. Del total de proyectos pagados, el 60% pertenecen a titulares hombres, el 34% a mujeres y el 6% a colectivos. El MINFIN acredita los incentivos directamente a la cuenta bancaria de cada beneficiario, previa certificación emitida por el INAB, en la cual se indica el cumplimiento de los compromisos adquiridos por los usuarios para la recuperación, protección y manejo de los bosques.

Las acciones contempladas en los incentivos contribuyeron a fijar 11.3 millones de toneladas de carbono. Además se incentivaron 139 mil 898 hectáreas de bosque natural ubicadas en áreas de alta recarga hídrica y 48 mil 534.38 hectáreas dentro de áreas protegidas.