Informe de Labores Gestión Ministerial 2016-2020

Durante cuatro años, el Ministro Mario Méndez Montenegro basó su administración en el Gran Plan Nacional Agropecuario y sus ejes estratégicos: Extensionismo Agrícola y Rural, Infraestructura Productiva y Riego, Encadenamientos Productivos y Seguridad Alimentaria, fomentando con esto el desarrollo rural con la transformación y modernización del sector agropecuario, forestal e hidrobiológico.

En un hecho sin precedentes, se crearon 340 plazas para Extensionistas de Desarrollo Agropecuario Rural en renglón 011. Un logro histórico que robusteció la presencia de la institución en el campo con profesionales, quienes junto a los más de 800 técnicos colaboradores del MAGA que estos cuatro años atendieron a más de 1 millón de familias agricultoras a nivel nacional.

Al mismo tiempo, se logró que a la fecha funcionen 7 mil 116 Centros de Aprendizaje para el Desarrollo Rural en todo el país, cada uno integrado por un promedio de 25 familias. Logrando con esto que 177 mil 900 personas reciban capacitaciones en producción de alimentos, emprendimiento y casa hogar saludable.

Además, gracias al apoyo de la Unión Europea se dotó a los extensionistas con 90 picops todo terreno y 11 camiones de gran tonelaje; asimismo, cada agencia municipal de extensión rural cuenta ahora con mobiliario y equipo de refrigeración para almacenamiento de muestras.

Por aparte, con una inversión de Q384 millones, se rehabilitaron 12 unidades de riego y financiaron 24 mil 84 sistemas de miniriego en todo el país, para beneficio directo e indirecto de 51 mil familias agricultoras. Logro que ha permitido a productores de Jutiapa, Zacapa, Baja Verapaz, El Progreso, Sololá, Jalapa, Suchitepéquez, Escuintla y Retalhuleu, captar, almacenar y utilizar debidamente el agua en sus cultivos.

Para reactivar el sector agropecuario, se establecieron y mejoraron 91 cadenas productivas, mediante el Fondo Nacional para la Reactivación y Modernización de la Actividad Agropecuaria (FONAGRO), PRODENORTE y FIDA Oriente para el mejoramiento de diversas cadenas agrícolas, pecuarias, artesanales y de manufactura.

Además, se amplió por 25 años la vigencia de FONAGRO para seguir apoyando al sector agropecuario. También, se amplió el plazo del Fideicomiso del Café por 25 años y se gestionó un préstamo por 285.7 millones de dólares para renovar el parque cafetalero. Una hoja de ruta que beneficiará a más de 160 mil caficultores y que generará más de 1 mil 948 millones de jornales.

Como parte del mandato de garantizar la seguridad alimentaria de la población guatemalteca, más de 1.7 millones de familias recibieron raciones dignas mediante los programas de Asistencia Alimentaria, Alimentos por Acciones y Cupones de Subvención.

Ante la escasez alimentaria causada por la canícula prolongada y hambre estacional, el MAGA atendió la necesidad de alimentos de las familias afectadas en todo el país. Los 295 mil 591 hogares afectados por la primera crisis recibieron 2 cupones por Q250 cada uno, y 345 mil 381 familias obtuvieron cupones con la opción de canjearlos por productos que necesitaban para consumo.

Como parte del trabajo conjunto del MAGA, OIRSA y representantes del sector privado, se fortalecieron las medidas de vigilancia epidemiológica para detectar y evitar el ingreso, entre otras enfermedades, como el Fusarium Oxysporum Raza Tropical 4 a Guatemala. De la misma manera, en el Aeropuerto Internacional La Aurora se construyeron áreas de tratamiento cuarentenarios, almacenamiento, destrucción de desechos internacionales, esterilización y fumigación. Además, la Portuaria Quetzal cuenta con infraestructura de fumigación y control cuarentenario de primer mundo y próximamente esto se replicará en la Portuaria Santo Tomás y en el occidente del país.

En materia de inspecciones no intrusivas, se implementó también en la terminal área la unidad de binomios caninos para detectar y prevenir el ingreso de frutas, verduras, semillas, cárnicos y lácteos, que ponen en riesgo el patrimonio agropecuario y la producción nacional. También, con el acompañamiento de la Dirección de Aeronáutica Civil, se inauguró un área de 1 mil 900 metros cuadrados con infraestructura moderna para realizar tratamientos cuarentenarios.

Desde el inicio de su gestión, el Ministro Mario Méndez Montenegro se comprometió a consolidar la producción de bovinos, carne y leche, por ser un importante pilar de la economía guatemalteca. En ese sentido, su administración fortaleció el Programa de Tuberculosis y Brucelosis para garantizar hatos sanos. Asimismo, recuperó la mesa ganadera y entregó un terreno de 17 mil 520 metros cuadrados en usufructo para beneficio del gremio. A la vez, se firmaron protocolos con México para exportar ganado bovino en pie, carne deshuesada y genética hacia este país.

Como resultado de los eficaces mecanismos de coordinación con la Comunidad Internacional, reforzó las relaciones y el trabajo conjunto con el Gobierno de Israel, la Unión Europea, la Organización de las Naciones Unidas, China (Taiwán), Japón, Corea, Estados Unidos, México, Brasil y Centroamérica.

«Me voy sumamente satisfecho, pero consciente que tan solo hemos dado los primeros pasos. Falta mucho por hacer y no me cabe la menor duda, el agro es el camino para alcanzar el verdadero desarrollo económico y social de Guatemala. No descansaré hasta que mi gente tenga una vida digna.» dijo Mario Méndez Montenegro durante su discurso de informe de labores 2016-2020 presentado en un hotel capitalino.